Knight Center
Knight Center

Blog PERIODISMO EN LAS AMERICAS

Cubrir a un presidente que usa Twitter es esperar lo inesperado, cuentan periodistas de la Casa Blanca a los asistentes de ISOJ




Cuatro corresponsales de la Casa Blanca que representan a cuatro medios de comunicación cerraron el 20º Simposio Internacional de Periodismo Online (ISOJ) el 13 de abril, con una discusión sobre la naturaleza impredecible del presidente de Estados Unidos, Donald Trump, en la era de Twitter.

(Erika Rich/Knight Center)

La periodista de televisión Yamiche Alcindor, de PBS NewsHour, estuvo acompañada de Kimberly Atkins de WBUR, la estación de NPR con sede en Boston, Jonathan Lemire de Associated Press (AP) y Eli Stokols de Los Angeles Times.

Evan Smith, cofundador y CEO de Texas Tribune, moderó el panel "Cubriendo a un presidente online: prensa en la Casa Blanca en la era de Twitter".

"Durante nuestras vidas, el periodismo ciertamente ha cambiado, la política efectivamente ha cambiado y ser reportero político, indudablemente, ha cambiado", dijo Smith. "La Casa Blanca y su relación con la prensa evidentemente ha cambiado", puntualizó.

Dado que Trump se encuentra en el centro de todos estos cambios, Smith inició el panel preguntando: “¿Qué significa su uso, o alguien diría su militarización, del espacio en línea para conducir los negocios serios de Estados Unidos, en el trabajo que hacemos y para el público al que servimos?

Como primer reportero de la Casa Blanca, Stokols tenía la sospecha de que durante el gobierno de Donald Trump su oficio sería muy diferente a como era anteriormente. La completa falta de proceso hace que la gente no se dé cuenta de lo que Trump realmente hará, dijo.

"La principal diferencia en mi experiencia es el ritmo de cubrir los diferentes gobiernos en Casa Blanca", dijo Atkins. "Con esta presidencia, no te puedes planificar en absoluto porque no sabes lo que pasará ese día ni el siguiente", sostuvo.

Lemire, quien cubrió a Trump para el New York Daily News cuando el presidente era solo una celebridad de Nueva York, dijo que “él no ha cambiado. Todavía le importan las mismas cosas. Se preocupa por estar en las noticias y generar titulares. Él sólo quiere que hablen de él. Y nosotros, los medios de comunicación, tenemos que adaptarnos a eso", explicó.

Cuando Alcindor pasó de cubrir las noticias de último minuto a las noticias de política, nunca esperó que hacer cobertura de política sería como "cubrir un huracán todos los días, porque cada día, uno no tiene idea de si el calendario de la Casa Blanca cambiará".

Atkins dijo que ahora el cambio fundamental de la cobertura de política es que los periodistas no pueden tener ninguna seguridad respecto de la información que proporciona la Casa Blanca, sino que los periodistas ahora deben verificar casi todos los hechos .

"Ahora ves funcionarios y hablas con los funcionarios, y sabes que a veces te están diciendo algo que no es verdad", relató.

Asimismo, Lemire planteó que al cubrir a Trump los periodistas deberían responsabilizar al presidente, aunque interrumpirlo por todo lo que dice puede ser difícil. "Lo que dice, aunque no sea cierto, sigue siendo una noticia que debe cubrirse pero tiene que ser cubierta de manera correcta", expresó.

Alcindor manifestó la misma preocupación respecto a que "las organizaciones de noticias decidimos qué vale la pena verificar, porque no se pueden verificar todos los datos o todos los tweets".

El presidente online crea varios desafíos para los periodistas que trabajan en televisión, radio, medios impresos y agencias de cablenoticias. A diferencia de los periodistas impresos o de cable que pueden informar en profundidad, Alcindor explicó que los reportajes de televisión sobre las actualizaciones de los tweets presidenciales, aunque eficientes, pueden carecer de contexto.

De otro lado, Lemire comentó que el factor Twitter hace eco de lo que los servicios de noticias hacen: actúan rápido y concisamente. "La velocidad de este presidente, la manera en que cambia la historia tantas veces en un solo día, no solo en un día sino en una hora", convierte el ciclo de las noticias en un "noticias al minuto". En un lapso de tiempo bien corto, agregó, solo reportar lo que dice Trump puede ser engañoso si no se agrega contexto.

Si bien Trump es un tema constante en las noticias por cable, Stokols destacó la feroz competencia entre las organizaciones de noticias. “Todos podrían escribir la misma historia sobre los tweets. ¿Cómo se agregaría un valor (diferencial)?", acotó.

Los grandes cambios en el reporteo de noticias políticas son impulsados ​​no solo por la presidencia de Trump, sino también por el cambiante panorama de la industria de noticias en general, dijo Atkins. Señaló que con suficiente tiempo, presupuesto y recursos, los reporteros podrían ir más allá de los tweets diarios y abordar las implicaciones de las políticas.

El incentivo económico determina qué noticias políticas deberían cubrirse, dijo Stokols. "Si dejamos de cubrir a Trump, la gente cambiaría el canal", subrayó.

Los panelistas también discutieron la relación entre la Casa Blanca y la prensa. "El gobierno de Trump es notoriamente lento en responder preguntas", dijo Lemire. "Tienen miedo de adelantarse al presidente y podrían ser contradichos en cualquier momento", explicó.

Aunque las sesiones informativas de la Casa Blanca se han vuelto menos frecuentes, "creo que las sesiones informativas son importantes", dijo Alcindor. "Fijar una hora, sentarse y hacer que el público estadounidense escuche las preguntas; es importante ver al gobierno participar con los medios de comunicación", reflexionó. Las ruedas de prensa también ofrecen oportunidades a los periodistas para hacer preguntas y aclarar las cosas, agregó Alcindor.

Stokols dijo: "No queremos que las sesiones informativas sean eliminadas. Todos queremos tener acceso a los funcionarios y al presidente".

Stokols comentó que la constante verificación periodística de los hechos expuestos en los tweets de Trump perpetúa inadvertidamente las constantes afirmaciones del presidente de que “la prensa es el enemigo”. Esto dificulta la verificación de los hechos porque los periodistas deben ser conscientes de cómo esta práctica es percibida utilizada.

"Es difícil, pero es el trabajo", dijo Atkins. "No hay otra manera de trabajar que no sea haciendo el trabajo".

La transmisión de ISOJ en inglés y español se puede encontrar en isoj.org




Boletín

Suscríbase a nuestro boletín semanal "Periodismo en las Américas"

Boletim Semanal (Português)
Boletín Semanal (Español)
Weekly Newsletter (English)
 
Marketing by ActiveCampaign

Facebook