Knight Center
Knight Center

Blog PERIODISMO EN LAS AMERICAS

“Hay rumores de que el PCC está planeando ataques contra otros periodistas”: reportero de la frontera entre Brasil y Paraguay



El corresponsal paraguayo Cándido Figueredo, que trabaja en la ciudad de Pedro Juan Caballero en la frontera con Brasil, dice que la situación en la región es “muy tensa” después del asesinato del periodista brasileño Lourenço Veras, conocido como Léo Veras, el pasado12 de febrero. “Hay rumores de que el PCC [el grupo criminal brasileño Primer Comando Capital] está planeando ataques contra otros periodistas. Así que estamos teniendo mucho cuidado”, dijo en una entrevista con el Centro Knight.

Veras era el responsable del sitio Porã News. Fue asesinado en su casa mientras cenaba con su familia en Pedro Juan Caballero, una ciudad paraguaya que limita con la ciudad brasileña Ponta Porã.

Léo Veras. (Facebook).

Figueredo también dijo que está muy conmocionado por la muerte de su amigo, con quien hablaba a diario. Como corresponsal del periódico más grande de Paraguay, ABC Color, Figueredo ha vivido con una escolta policial durante casi 25 años después de numerosos ataques y amenazas contra su vida.

El corresponsal afirmó que la región se ha vuelto “mucho más peligrosa” en los últimos años, con el avance del PCC.

“Implementan su poder sobre la base del miedo (...) Creo que ahora están presionando [a los periodistas] para que no publiquemos muchas cosas sobre ellos”, dijo.

Figueredo ha estado cubriendo el caso del asesinato de Veras para ABC Color desde el primer día. “Es muy difícil escribir cuando la víctima es un amigo”, afirmó Figueredo quien cree que la cobertura sirve para exigirle a las autoridades que resuelvan el caso. El periodista denunció que, hasta ahora, no ha habido avances en la investigación.

A continuación se presentan extractos de la entrevista con Figueredo.

Centro Knight: ¿Cómo describiría el clima entre los periodistas en la región después del asesinato del periodista Léo Veras?

Cándido Figueredo: La situación es muy tensa, estamos muy consternados con lo que sucedió. Más aún porque hay rumores de que el PCC está planeando ataques contra otros periodistas. Así que estamos teniendo mucho cuidado. Léo y yo tenemos muchos informantes en este inframundo, además de policías.

CK: ¿Todavía tiene Ud. la escolta policial?

CF: Sí, mi esposa y yo tenemos escolta policial hace 25 años. Ella tiene tres policías mujeres que la protegen. En total son siete policías para nosotros dos.

CK: ¿Ud. cree que la región se ha vuelto más peligrosa desde la última vez que hablamos, en 2016?

CF: Mucho más peligrosa, mucho más peligrosa. Ahora estamos a merced del PCC y del Comando Rojo [Comando Vermelho]. Más del PCC, que ya este está a cargo de todo. Creo que el PCC ya tiene personas en todas las ciudades fronterizas de Paraguay con Brasil e incluso en la capital, en Asunción. Monopolizaron todo lo relacionado con el narcotráfico, el armamento y el lavado de dinero. Sacaron a todos los traficantes paraguayos. Ahora todos son miembros del PCC, y los paraguayos que están allí son solo soldados suyos. Implementan su poder sobre la base del miedo, por eso ellos reproducen estos videos en los que cortan las cabezas y los cuerpos de las personas que están en contra de ellos. Creo que ahora están presionando [a los periodistas] para que no publiquemos muchas cosas sobre ellos.

CK: ¿Y Ud. conocía bien a Léo Veras?

CF: Claro, trabajó conmigo para ABC Color durante seis meses en 2017, y hablaba con él casi todos los días. Siempre intercambiamos información, cuando algo sucedía en Ponta Porã me llamaba, me advertía, me enviaba fotos y datos desde el lado brasileño. Y yo a menudo también pasaba información sobre lo que estaba sucediendo en la frontera. Ponta Porã y Pedro Juan Caballero están divididos por una sola calle. Nosotros [de ABC Color] publicamos algo que sucede en Brasil si está relacionado con algún ciudadano paraguayo. Pero Léo tenía una página digital en la frontera, por lo que publicaba noticias de ambas ciudades.

CK: ¿Él estaba más preocupado que de costumbre recientemente?

CF: Siempre hablamos del peligro que tenemos aquí. Tanto es así que cada vez que nos despedíamos decíamos: “ten cuidado, hermanito, me avisas cualquier cosa”. Él sabía muy bien el peligro que existe aquí, así como yo lo sé. Pero últimamente no habíamos hablado sobre eso. Yo no noté nada de él, y él tampoco dijo nada. Él no era mucho de hablar sobre cosas personales.

CK: ¿Cómo era él como periodista y amigo?

CF: Era un periodista inquieto, andaba atrás de las noticias, sin importar el tiempo, la distancia. Era un tipo alegre, no era muy hablador, pero era un tipo genial.

CK: Y Ud. ha cubierto el caso, ¿no?

CF: Sí, lo estoy cubriendo desde el primer día. La noche en que fue asesinado, inmediatamente hice la historia que salió en la página digital del periódico. Y al día siguiente hice una cobertura amplia sobre lo que sucedió. Luego en el funeral también hice una historia. Es muy difícil escribir cuando la víctima es un amigo, que trabajó mucho tiempo con nosotros en la redacción del periódico. Es muy difícil, pero tenemos que hacerlo. A pesar de todo esto, seguimos trabajando, porque si nos quedamos callados sería mucho mejor para las autoridades judiciales.

El periodista Cándido Figueredo (centro) vive con guardias armados las 24 horas del día. (Cortesía).

CK: ¿Cómo evalúa la investigación del caso?

CF: Sobre la investigación, también escribí que hasta hoy no hay nada. El Ministerio Público dice que está llevando a cabo la investigación y que todo se está haciendo en secreto. Hasta la fecha, no han dicho nada concreto sobre qué grupo podría haber llevado a cabo este ataque. Estamos trabajando, insistiendo y, tan pronto como haya algo nuevo, publicaremos.

CK: ¿Ha hablado con otros periodistas en la región sobre alguna medida colectiva?

CF: No tengo mucho contacto con nadie. No hablo con ningún otro periodista, no me reúno con nadie, soy un lobo solitario. La mejor manera de cuidarse en la frontera es no confiar en nadie. Yo hablaba mucho con Léo porque él siempre trabajó estrechamente conmigo, así que hablábamos mucho.

CK: ¿Está Ud. pensando en salir de allí ahora que la situación es más tensa?

CF: Todavía no hemos decidido nada, estamos estudiando la situación [mi esposa y yo]. La situación aún está muy caliente, y tenemos que pensar con la cabeza fría. Vamos a esperar unos días y analizar. Estoy acostumbrado a eso, ya han ametrallado mi casa dos veces, ya han ametrallado el auto en el que estaba dos veces, he recibido muchas amenazas, así que ya no reacciono de esa manera. Por supuesto, cuando un amigo tuyo es asesinado… Pero tenemos que pensar con la cabeza fría sobre qué hacer.

CK: ¿Hay alguna entidad que esté siguiendo esto de cerca?

CF: Aquí no hay ninguna entidad que pueda ayudar a los periodistas. Solo existe en Asunción, pero las personas de la capital no tienen idea de cómo es la vida aquí en la frontera. Entonces es difícil, todos están haciendo lo que pueden.

CK: Los periodistas en la frontera están un poco abandonados…

CF: Sí, siempre es así.




Boletín

Suscríbase a nuestro boletín semanal "Periodismo en las Américas"

Boletim Semanal (Português)
Boletín Semanal (Español)
Weekly Newsletter (English)
 
Marketing by ActiveCampaign

Facebook